RSS

Archivo de la categoría: historia

El Telescopio: 400 años de evolución

400 años en la línea del tiempo. Con estos sensacionales instrumentos hemos podido asistir a la visualización de bellas imágenes de los planetas, estrellas y otros objetos estelares del Universo que nos rodea.

1609

Hace ya 400 años, Galileo dió nacimiento a la astronomía moderna con el más útil de los instrumentos, preservado ahora para en el museo de historia de la ciencia de Florencia en Italia. Lentes de apenas una 1,5 pulgadas dentro de tubos de madera pudieron captar por primera vez las manchas solares, los planetas cercanos a La Tierra y nuestro satélite, La Luna.

1670

Johannes Hevelius desarrolló en Dazling un telescopio de 150 pies de alto cuyo principal problema era el ondulamiento debido al viento.

1789

Sir William Herschel descubrió el planeta Urano en 1781 con un telescopio reflectante hecho a mano. Ocho años más tarde y con la ayuda económica del rey Jorge III, completó la estructura de su telescopio de 40 pies en Slough, Inglaterra. Debido a su peso y tamaño, el telescopio resultó ser menos eficaz de lo que se pensaba en un principio y sólo fue de utilidad hasta 1814, año en que se prescindió de él.

1840

John William Draper consiguió esta, la primera fotografía de la luna en 1840 usando el proceso de daguerrotipo creado por Louis-Jacques-Mandé Daguerre.

1845

Lord Rosse completó la construcción de su telescopio reflectante más conocido por el nombre de “Leviatán de la ciudad de Parsons” en Irlanda en 1845. Con una lente principal de 6 pies de diámetro, este telescopio fue el responsable del descubriemiento de la primera nebulosa en espiral.

1882

El Observatorio Naval de la U.S. en Washington DC envió en 1882 ocho expediciones alrededor del mundo para observar el tránsito del planeta Venus. De las cerca de 1,700 fotografías que se tomaron, esta es la única que aún perdura a día de hoy.

1897

El telescopio de 40 pulgadas en el Observatorio de Yerkes completado en 1897, tiene el honor de ser el telescopio reflectante más grande jamás construído. Su uso de espejos fue utilizado posteriormente en lugar de las lentes, ya que esto aseguraba una construcción con mayor porcentaje de éxito.

1917

El telescopio de 100 pulgadas Hooker vio la luz por primera vez en 1917 en el Observatorio del Monte Wuilson en Pasadena, California. A él se debe un gran descubrimiento en el que Edwin Hubble determinó la distancia a la nebulosa de Andrómeda en 1924 y consecuentemente que esta descansaba más allá de los límites de la Vía Láctea.

1930

Clyde Tombaugh descubrió el que en ese momento y hasta hace poco se consideraba un planeta del Sistema Solar, Plutón. La siguiente fotografía fue tomada en el Observatorio Lowell en Flagstaff, Arizona con un telescopio de 13 pulgadas.

1948

El telescopio Hale de 200 pulgadas en Monte Palomar, California, ha servido a la ciencia durante 60 años, haciendo descubrimientos indispensables sobre galaxias y los quasar.

Telescopio Hale

1990

El telescopio Hubble fue puesto en órbita gracias al Discovery en abril de 1990 y desde entonces lleva fotografiando con detalle el Universo que nos rodea. Con casi 3 décadas a sus espaldas, aún sigue revelando importantes descubrimientos acerca de la muerte y nacimiento de las estrellas así como la naturaleza expansiva del Universo. Su última modificación se realizó hace unos meses, en mayo de 2009, aumentando su resolución.

Imágenes captadas por el Hubble

Telescopio Hubble

2005

El telescopio de espejos gemelos binocular (LTB) vio por primera vez la luz en  2005 en Arizona y sus espejos binoculares se emplearon por vez primera en 2008.  Con imágenes 10 veces más nítidas que el Hubble, pertenece a una nueva generación de telescopios gigantes, nos llevará al borde mismo del Universo.

LTB

Anuncios
 

La piel de plátano

¿Cuántas veces has visto escenas de dibujos animados en las que alguien se resbala y cae al suelo por una piel de plátano?

Es cierto que la piel de plátano resbala, pero mucho más un kiwi o un trozo de tomate aplastado en el suelo, porque sueltan líquido al pisarlos y entonces se deslizan.

Como en los gags de los cómics o del cine mudo quedaba poco presentable poner una caca con la que resbalasen los personajes de la historieta, se eligió la piel de plátano, por ser mucho más decorativa y oler mejor. Desde entonces se convirtió en un elemento importante, sobre todo en los dibujos animados, donde millones de niños se han partido de risa al ver caer a alguien.

Os dejo un cuento escrito por Ana Ruis Burruecos González titulado “El ratón que comía plátanos”.

EL RATÓN QUE COMÍA PLÁTANOS

Erase una vez un ratón que tiraba las pieles de plátano en la hierba y los animales se escurrían.
Un día, volvió a tirar la piel de plátano al suelo y, un elefante que pasaba por allí, se escurrió y se cayó de culo. Se sintió mal porque se había hecho mucho daño en la trompa y en el culo.
Otro día, el ratón volvió a tirar la piel de plátano desde la rama de un árbol a la que había subido para recoger el plátano que le regalaban los monos amigos. Estaba sentado en la punta de una rama comiendo su plátano gigante, tiró la cáscara mientras pasaba por allí un rinoceronte muy contento porque iba a beber agua a la charca y se escurrió con la piel de plátano; se chocó con un árbol y su cuerno a travesó el tronco del árbol.
Otro día, volvió a tirar la piel de plátano cuando pasaba un león corriendo muy contento porque su melena le hacia cosquillas y, pisó la piel de plátano, se cayó de cabeza y se rompió los dientes, destruyendo el hormiguero de las hormigas, las pobrecillas salieron disparadas.
Esa tarde, el ratón estaba sentado en una hoja y volvió a tirar la piel de plátano sin ver que pasaba un jirafa que corría muy rápido porque iba a ver a sus amigos y a su novio JIRAFO. No vio la piel de plátano y la pisó. Tropezó y se le liaron las patas y se fue al suelo la pobrecilla; se dobló el cuello.
Vinieron entonces todos los animales que estaban enfadados con el ratón porque se portó muy mal tirando las pieles de los plátanos al suelo.
_¿Por qué haces esto? Mira como estamos:
El elefante tiene la trompa liada.
El rinoceronte tiene una herida en la cabeza y lleva todavía un trozo de árbol pinchado en el cuerno.
El león se ha quedado sin dientes y no podrá comer más y no podrá ni gruñir más.
La jirafa tiene el cuello vendado porque se lo dobló.
Los animales lo miran con malas caras y el ratón se siente mal y le entra miedo. Pisa una piel de plátano y, se escurre. Todos se ríen porque ha tenido su merecido. Ha tenido un accidente porque no la ha visto y se cayó de culo.

 

El mago de Oz – Episodio 3 “Aventuras en el camino amarillo”

Comienzan las primeras aventuras en el camino de baldosas amarillas en busca del Mago de Oz.

Parte 1

Parte 2

 

Alexander Fleming, el inventor de la penicilina

En los libros de ciencia o jugando al trivial con los amigos, habrás escuchado muchas veces la pregunta: ¿quién es el descubridor de la penicilina? La respuesta es Alexander Fleming.

Fleming se dedicó como médico a la mejora y fabricación de vacunas y sueros. Durante los años 20 hizo un par de descubrimientos que cambiarían la medicina para siempre y fueron en parte, como casi todos los mejores inventos, por casualidad.

Antes de descubrir la penicilina, descubrió la lisozima, una enzima que daña a las células bacterianas. Mientras manejaba una placa donde tenía un cultivo de bacterias, no pudo aguantar un estornudo y uno de los mocos cayó dentro, destruyendo a todas las bacterias del cultivo.

Cultivo de penicilina

Después llegó el descubrimiento de la penicilina. este tuvo lugar en su laboratorio, que acostumbraba a tener desordenado siempre. Cuando se disponía a explorar los cultivos, pudo ver que un hongo había crecido de repente como un moho y había desplazado a su alrededor a las bacterias y las había matado.

Fleming al principio intentó no sacar ventaja de este descubrimiento y ni siquiera lo patentó. En su lugar pensó que si lo patentaba, su distribución por el mundo sería un contratiempo, no haciéndolo su difusión sería más rápida y así se podrían atajar antes las infecciones que en aquella época azotaban a la población.

Fleming pasaría a la historia como el descubridor de la penicilina, una sustancia antibacteriana.

 

¿Cómo hacer un caleidoscopio?

Hoy os traigo una actividad que os va a alegrar el sentido de la vista. Un caleidoscopio es un tubo que contiene 3 espejos formando un prisma en cuyos extremos se coloca un papel translúcido. Dentro de ese prisma se pueden poner objetos pequeños y brillantes que son los que darán forma a las imágenes que veamos a través de él.

Vamos a necesitar los siguientes materiales:

– 2 CD’s que no os sirvan

– Tijeras

– Cartulina o trozo de cartón fino

– Cinta adhesiva

– Pegamento fuerte

– Papel de horno vegetal y transparente de cocina

Manos a la obra:

Primero marcamos con una regla cada uno de los dos CD’s haciendo franjas iguales como muestra el dibujo y cortamos las partes de los lados del agujero:

Una vez cortadas, tendremos 4 partes, sólo necesitamos 3 para hacer el prisma. Las igualamos para que queden 3 rectángulos iguales en forma y tamaño y los unimos fuertemente con cinta adhesiva con las caras reflectantes hacia adentro. En uno de los extremos del prisma colocamos papel transparente de cocina:

Metemos el prisma en un rollo de cartón o con la cartulina hacemos un cilindro a medida. Tenemos que tener cuidado de que el prisma triangular quede lo más sujeto posible al cilindro, si es necesario meteremos algodón o papel de periódico para que no se mueva y austarlo.

Es muy importante dejar un hueco de 1,5 cm entre el final del prisma y el final del cilindro en el fondo y que la parte donde colocamos el papel transparente del prima quede hacia el fondo donde vamos a dejar esos 1,5 cm, es decir, la parte por la que no vamos a mirar. A cada extremo del cilindro colocamos unos visores circulares recortados del papel vegetal del mismo diámetro que la base del cilindro y los pegamos a los extremos. Antes de pegar los extremos ponemos cuentas brillantes o papelitos de colores en la base donde hemos dejado el hueco de 1,5 cm.

En el extremo por donde vayamos a mirar dentro del tubo, hacemos un agujero para mirar y ya lo tenemos construído.

imágenes obtenidas de http://cusoon.wordpress.com/

Resultado final

La palabra caleidoscopio tiene su origen en el griego y está compuesta por tres palabras: kalós (bella), éidos (imágen) y scopéo (observar).

El caleidoscopio moderno fue inventado en 1816 por el físico escocés David Brewster y pronto se convirtió en un juguete muy popular.

 

El maravilloso Mago de Oz

¿Quién no ha viajado en sueños por baldosas amarillas? ¿Quién no ha pensado que tras los huracanes pueden ocurrir cosas imposibles?

El Mago de Oz comenzó con un libro titulado “El maravillos mago de Oz”, escrito por L. Frank Baum y publicado en 1900 y al que seguirían debido a su enorme éxito un total de 13 libros más:

  • 1900 El maravilloso mago de Oz
  • 1904 La maravillosa tierra de Oz
  • 1907 Ozma de Oz
  • 1908 Dorothy y el mago deOz
  • 1909 El camino a Oz
  • 1910 La Ciudad Esmemeralda d’Oz
  • 1913 La chica mosaico de Oz
  • 1914 Tik-Tok de Oz
  • 1915 El espantapájaros de Oz
  • 1916 Rinkitink de Oz
  • 1917 La princesa perdida de Oz
  • 1918 El hombre de hojalata de Oz
  • 1919 La magia de Oz
  • 1920 Glinda de Oz

“Over the rainbow”

En total 20 años de historias para los niños y no tan niños narrando la historia de Dorothy y su perro Totó que son alcanzados por un tornado junto con su casa y llegan al mundo de Oz donde en su particular llegada aplastan a la malvada bruja del este que tenía atemorizado al pueblo de los munchkins.

Desde ese momento Dorothy comienza su búsqueda de regreso a casa siguiendo el camino de baldosas amarillas en cuyo final se encuentra “el mago” que le ayudará a volver. Durante el camino conoce a diferentes personajes como el hombre de hojalata que anda buscando un corazón que le haga sentir, el espantapájaros que busca un cerebro para poder pensar o al león cobarde que pide valor para enfrentarse al mundo.

En 1939 se hizo la primera película musical sobre el libro, la más famosa de todas y en 1986 con el auge de los dibujos animados, llegó “El mago de Oz”, serie de 52 episodios basada en cuatro de los libros.

En “El maravilloso mago de Oz” había cuatro brujas:

Bruja mala del Este. Una bruja mala que vive en la tierra de los Munchkins. Cuando Dorothy llega a Oz, su casa cae del cielo sobre la bruja y la mata. El libro “Wicked: the Life and Times of the Wicked Witch of the West” la nombra como Nessarose.
Bruja mala del Oeste. La hermana de la bruja del Este, ataca a Dorothy y sus amigos con animales de diferentes tipos y la consigue atrapar con Monos Volantes. En el libro y después musical Wicked, la bruja se llama ‘Elphaba Thropp‘ y es el personaje principal del libro.
Bruja buena del Norte. Se llama Gaylette y aparece en Munchkinland cuando Dorothy llega. Le da a Dorothy los Zapatos de plata y un beso para protegerla. Ese bruja no aparece en las siguentes libros de Oz y en la pelicula de 1939 Glinda aparece en su lugar.
Bruja buena del Sur. Se llama Glinda y le muestra a Dorothy a usar los zapatos de rubí (de plata en la edición literaria) para volver a casa.

 

El mago de Oz – Episodio 1 “Dorothy conoce a los duendes”

Llega el fin de semana y nada mejor que disfrutar de una serie de dibujos animados desde el principio. Hoy os traigo una que me gusta mucho y que apareció por primera vez en 1986. Es la historia de Dorita y su perro Toto, permaneced atentos al primer episodio, porque tiene muchas sorpresas.

El Mago de Oz. Episodio 1 “Dorothy conoce a los duendes”

Apertura

Parte I

Parte II